sábado, 1 de abril de 2017

UN BUEN MAESTRO GUISA A FUEGO LENTO

Este post lo he escrito para una charla que impartí en la UNED de Ponferrada para ADAHBI junto a José Ramón Gamo. Lo escribí escuchando esta canción. Os recomiendo dadle al "play" y leerlo.

Si algo está claro es que en educación hacemos muchas cosas día a día, curso tras curso. Es hora de preguntarse no lo qué hacemos, sino cómo lo hacemos. Hacemos y hacemos sin profundidad, sin apenas sumergirnos en lo que nos atañe. Triunfa la cantidad sobre la calidad, la superficialidad sobre la profundidad, la ausencia sobre la presencia... Por no hablar de nuestras programaciones sobrecargadas que nos conducen irremediablemente a vivir trimestres acelerados. ¡No hay tregua!

Es evidente que no existe mejor manera de no estar en ningún sitio que intentando hacer y estar en todos. En educación correr no es siempre la mejor manera de actuar. Existen ciertas cosas que no podemos ni deberíamos acelerar, que requieren tiempo y que si las aceleramos el precio a pagar es altísimo.

Creo que sería más interesante y mucho mejor hacer menos y disponer del tiempo necesario para sacar el mayor provecho posible a cada experiencia, a cada momento, a cada contenido o cada actividad. Los niños tienen su propio ritmo de aprendizaje y los estamos contagiando con el virus adulto del apresuramiento. Un virus realmente peligroso que les acorta la infancia, los presiona para que imiten las costumbres adultas y los obsesiona con la velocidad.

Educar al estilo "correcaminos" es tan nutritivo como engullir bollería industrial, por eso debemos guisar a fuego lento, permitiéndonos y permitiéndoles disponer de tiempo:
*Tiempo para explorar con profundidad.
*Tiempo para establecer relaciones significativas que nos permitan alcanzar aprendizajes significativos.
*Tiempo para ensanchar la mente.
*Tiempo para estimular la creatividad.
*Tiempo para respetar la singularidad de cada persona.
*Tiempo para iluminar inteligencias y talentos.
*Tiempo para hacer desde el corazón.
*Tiempo para enseñar, por supuesto, pero sobre todo tiempo para educar. Porque en un mundo que en muchas ocasiones deseduca, familia y escuela no pueden permitirse el lujo de no hacerlo.
*Tiempo para soñar juntos lo mejor de cada alumno y de nosotros mismos.
*Tiempo para acabar con uno de los principales motivos por los que fracasa nuestro sistema educativo, que no es otro que querer adelantar la hora de los éxitos.
*Tiempo para pasar de ser centros educativos que buscan singularizarse a conseguir singularizar nuestro sistema educativo.
*Tiempo  para incentivar la iniciativa.
*Tiempo para tener tiempo para enseñar las cosas más importantes de la vida.
*Tiempo para estar despiertos cuando llegue la hora de hacer realidad los sueños.
*Tiempo para las caricias, para los sueños, para confiar.
*Tiempo para preparar bien la asignatura de la que más aprenden los alumnos, nuestro ejemplo.
*Tiempo para dar alas.
*T  i  e  m  p  o.

Guisando a fuego lento aumentamos la riqueza y el sabor de la comida, y lo que la educación precisa es más riqueza y más sabor. No es necesario conocerlo todo, pero sí que es muy necesario profundizar en algunos "algos" trascendentes e importantes para el devenir de la educación.

Para todo hay un momento y un lugar. Todo tiene su tiempo natural. 

Esta es una idea que día a día ronda por mi cabeza y que me ayuda a ser paciente, saber esperar y entender que es más importante escuchar a los alumnos que enseñarles mil lecciones.

Creo que en educación el amor es el principio pedagógico esencial y el amor, no entiende de relojes. El Amor entiende de Ayuda, de Apoyo, de Acompañamiento, de Asombro, de Alegría, de Aceptación, de Ánimo... Y resulta que todas estas palabras que empiezan por la letra A necesitan  tiempo, un tiempo natural que no podemos arrebatar a nuestros alumnos. 

lunes, 27 de marzo de 2017

UN BUEN MAESTRO SUEÑA

En ocasiones, cuando observo a mis alumnos trabajar en el aula sonrío satisfecho, orgulloso, alegre… Imagino lo que serán de mayores. Pero hoy he mirado mi aula con sus pupitres y su pizarra y me he preguntado qué será de ella, de la educación en un futuro. Y he soñado, he soñado despierto. Y, como en todo sueño, la fantasía ha cobrado protagonismo y me ha hecho sonreír ante mi utopía.

Como Martin Luther King, tengo un sueño. He soñado con unas clases sin paredes opacas, sin pupitres fijos, sin disposición ordenada. He soñado con unos materiales vistosos, atractivos, digitales y analógicos y ¿por qué no?, naturales también. He soñado con clases fuera del aula: en la vida, en la naturaleza, en el tren, en el museo. He soñado con profesores motivados, formados, en constante investigación para la mejora de sus clases. He soñado con una ley educativa producto de un pacto, en cuya elaboración hayan sido fundamentales las voces de docentes, familias y alumnos. He soñado con un respeto hacia nuestra profesión y con una consideración social de la misma.

Y he abierto los ojos a mi clase. Sin paredes de cristal, pero abierta; sin mobiliario de diseño, pero flexible; sin excesivos materiales, pero bien usados. Y he visto compañeros motivados y formados que buscan la mejora de su práctica y que motivan a su alumnado. Y he encontrado a familias que valoran nuestra profesión y nuestra labor.

Así que me he dicho: “no vamos por mal camino, todo se andará”. Aunque no hay que olvidarse de que el futuro está empezando ya y todo depende de nosotros. Así que confío en que mi sueño poco a poco se haga realidad en cada aula de nuestro país, en cada uno de nosotros.

Los sueños comienzan a hacerse realidad soñando. Pero con soñar no basta, debemos pasar a la acción y preguntarnos qué podemos hacer para que la educación consiga lo que todos esperamos de ella: crear un mundo mejor.

Podríamos hacer muchas cosas, pero si nos centráramos en las siguientes, nuestro sueño podría dejar de ser una utopía:
- Caminar juntos. Los pasos que damos como comunidad educativa son pasos de gigante en comparación con los pasos que podemos dar de manera individual.
- Valorar siempre a la persona por encima de los contenidos curriculares, exámenes, programaciones y calificaciones. Procurando siempre su desarrollo intelectual, emocional, social, físico y moral.
- Analizar el pasado, presente y futuro de la sociedad para ayudar al alumnado a proyectarse de manera adecuada en ella.
- Comprender que igual o más importante que la memorización es aprender a filtrar, analizar, criticar, asimilar y utilizar la información.
- Tener en cuenta que el aprendizaje puede darse tanto dentro de la escuela como fuera y que debemos potenciarlo.
- No olvidarnos de los elementos básicos de toda renovación metodológica: el interés del alumnado, los contenidos significativos y el fomento de la práctica y la experiencia.
- Eliminar la rigidez en la organización de materias y contenidos, así como acabar con el protagonismo de la evaluación para devolvérselo al aprendizaje.
- Reflexionar sobre el sentido y la cantidad de tareas y deberes.
- Modificar aquellos aspectos que sustentan todo centro educativo: el espacio y el tiempo. Resulta que mientras nuestro entorno ha cambiado sin cesar, estos dos elementos se mantienen inmóviles desde hace décadas.
- Establecer acciones para que las brechas digitales se reduzcan y para que los alumnos no se conviertan en meros espectadores y consumidores pasivos de información y productos.

¡Soñemos y actuemos! Porque en la educación se encuentra la solución a los problemas sociales, éticos, políticos y ambientales que padece el mundo.

domingo, 12 de marzo de 2017

10 LIBROS ESPECIALES PARA EL DÍA DEL PADRE

Ser padre me ha cambiado y me ha hecho ver que en los pequeños detalles de la vida se esconde la verdadera felicidad. Mis tres princesas (mi mujer, Gaëlle y mis hijas, Amélie y Juliette) me hacen feliz, sacan lo mejor de mí para ofrecérselo a ellas y a los demás, y me han permitido conocerme en profundidad. 

Cada vez que me abrazan o me miran me emociono porque sé que existe un hilo muy especial que nos conecta. Ser padre es precioso, por eso no podemos estar ausentes y tenemos que dar a nuestros hijos ese regalo tan barato, pero a veces tan difícil de conseguir: el tiempo

Aquí os dejo esta recopilación que he hecho de diez libros muy especiales para darse cuenta de la suerte que es ser padre.

1. UN PAPÁ A LA MEDIDA: delicioso álbum ilustrado que nos permite apreciar y valorar las cualidades más tiernas que los padres poseen.
Autor: Davide Cali.
Ilustradora: Anna Laura Cantone.
Editorial: Edelvives.

2. 33 COSAS QUE SOLO HACEN LOS PADRES: un divertido libro en el que se enumeran las cosas que un padre puede hacer por sus hijos.
Autora: Harriet Ziefert.
Ilustradora: Amanda Haley. 
Editorial: SM.

3. MI PAPÁ: el papá de este libro por las noches no se quiere ir a dormir. ¿Qué hará su hijo para arropar a su papá y apagar la luz?
Autora: Coralie Saudo.
Ilustradora:Kris Di Giacomo.
Editorial: Kókinos.

4. COMPOTA DE MANZANA: un libro que refleja la relación entre padres e hijos. En esta relación prima el afecto, las sonrisas y las caricias, pero también hay algún que otro enfado.
Autor e ilustrador: Klaas Verplancke.
Editorial: Ekaré.

5. TODOS LOS VIERNES: esta historia nos narra la magia que se desprenden de las pequeñas situaciones cotidianas que un padre vive con su hijo todos los viernes.
Autor e ilustrador: Dan Yaccarino.
Editorial: Intermon Oxfam.

6. LAS MANOS DE PAPÁ: en las manos de papá el bebé está seguro, pero de repente... uno, dos, tres y ¡sin manos!
Autora e ilustradora: Emile Jadoul.
Editorial: Corimbo.

7. DÍAS DE HIJO: libro que nos cuenta la casi increíble suerte de ser padre. Narra los primeros pasos de un hijo en su vida  y la felicidad que supone poder disfrutar de esos momentos.
Autor e ilustrador: P. Waechter.
Editorial: Lóguez.
8. ¡¡¡PAPÁ!!!: un padre es esa persona que consuela, impulsa, escucha, salva, aplaude y acompaña. Siempre, pase lo que pase.
Autora e ilustradora: Gabriela Keselman.
Editorial: SM.

9. PAPÁ, POR FAVOR, CONSÍGUEME LA LUNA: Mónica quería jugar con la luna que parecía estar muy cerca. Por más que se estiraba, no conseguía alcanzarla. Así que se la pidió a su padre.
Autor e ilustrador: Erik Carle.
Editorial: Kókinos.

10. MI PAPÁ: "Yo quiero a mi papá. Y... ¿saben qué? Él me quiere a mí.
Autor e ilustrador: Anthony Browne.
Editorial: Fondo de Cultura.

miércoles, 1 de febrero de 2017

14 APPS PARA MAESTROS 3.0

Para iniciarse e introducir las herramientas tecnológicas en educación es conveniente modificar un refrán de toda la vida: "Sin prisa, pero sin pausa".  Debemos hacerlo sin prisa, sí,  pero con pausas. Pausas para buscar, para seleccionar, para probar, para valorar, para que los alumnos prueben y creen. De nada sirven las TIC si no las ponemos en manos de nuestros alumnos. Tenemos que implicarlos para que pasen de ser meros consumidoresTIC a creadoresTIC.

Aquí os dejo otras 14 Apps útiles para nuestra práctica docente. Espero que os sirvan.

1. REFMERefMe es una aplicación para crear bibliografías de forma sencilla. Es tan sencillo como escanear el código de barras del libro y la aplicación incluirá los datos bibliográficos dentro de nuestra cuenta. También permite incluir de manera correcta los datos de las páginas web utilizadas. Una vez agrupadas e incluidas las referencias bibliográficas, la aplicación nos permite exportarlas a Word, Evernote, enviarlas por email, etc. Disponible en Google Play y en AppStore.
2. QUIKQuik es un editor de vídeo sencillo, intuitivo y que nos ofrece unos resultados originales y muy creativos. Tan solo tendrás que elegir alguno de los temas que ofrecen, personalizarlo, subir tus fotos o vídeos, seleccionar la música y compartirlo o descargarlo. Está disponible para iOs y para Android.
3. PLICKERSPlickers es una gran herramienta que realiza las mismas funciones que Kahoot, pero sin la necesidad de que cada alumno disponga de un ordenador o dispositivo móvil. Su funcionamiento es muy sencillo y nos permite obtener un feedback inmediato.
4. MINDMEISTERMindmeister es una herramienta que nos permite crear mapas mentales individualmente o en equipo. Pueden ser guardados en la nube. 

5. KAHOOT!: Es una aplicación que nos permite crear juegos de preguntas multijugador. Podemos modificar y personalizar las preguntas para crear nuestros propios concursos o exámenes de una manera divertida y lúdica. Al final nos da los resultados individuales de cada alumno.

6. PADLET:  Padlet es una aplicación que nos permite organizar la información de una manera muy original y visual. Permite incrustar vídeos, presentaciones, imágenes, fotos, esquemas, etc. 
7. IMGPLAYAplicación para iOs que nos permite crear gifs con nuestras fotos y vídeos de una manera muy sencilla. Los gifs creados se pueden guardar o compartir. 
8. EDPUZZLEEDpuzzle nos permite convertir cualquier vídeo en una lección interactiva de una manera muy sencilla. Es una herramienta muy interesante para el Flipped Classroom. Lo primero que nos permite hacer es cortar el vídeo y seleccionar la parte que nos interesa. Luego podemos grabar nuestra propia voz encima del vídeo para realizar una introducción, una aclaración, un resumen, etc. Durante todo el vídeo podemos añadir preguntas abiertas o tipo test para captar la atención de nuestros alumnos y para obtener un feed back inmediato.
9. SHAPEKITShapeKit es una App para iPad que permite a los niños crear animaciones con figuras geométricas.
10. TYPORAMAMuchos me  habéis preguntado con que herramienta realizo los pósters de este blog. La verdad es que gracias a una aplicación gratuita los creo de una manera muy rápida y sencilla. La App está disponible para dispositivos iOs. Su nombre es Typorama y los pasos para utilizarla son los siguientes:
1. Accedes a la aplicación y eliges la foto o diseño de fondo de tu póster. Puedes elegirla de tu carrete o buscarla en el buscador de Pixabay que incluye la aplicación.
2. Una vez elegida la imagen, tenemos que seleccionar un tamaño de recorte: tamaño original, publicación en Instagram, publicación en Facebook, portada de Facebook, publicación de Twitter, fondos para iPhone, fondo para Apple Watch, 3x2, 4x3, 5x3, 5x4, 16x9, 1x1, 9x16, 4x5, 3x5, 3x4, 2x3.
3. A continuación, escribimos el texto y seleccionamos aquel estilo que más nos guste de entre la gran cantidad que nos ofrece Typorama.
4. Además, disponemos de diferentes herramientas de texto, filtros, superposiciones, ajustes y la posibilidad de crear una marca de agua
5. Para terminar, podemos compartir y guardar el póster creado. Nos da la opción de enviarlo directamente por correo, WhatsApp, Messenger y mensaje de texto. Y También nos permite compartirlo en Instagram, Facebook, Videorama, Twitter y Pinterest.
11. YOUTUBE KIDSYou Tube Kids es una aplicación muy intuitiva y fácil de usar. Ha sido diseñada para que los niños puedan buscar vídeos de una forma segura, evitando que aparezcan contenidos no apropiados. 

12. PLAYBUZZPlaybuzz nos permite crear y compartir encuestas, cuestionarios, listas, juegos interactivos, etc. Luego nos da un código para incrustarlo en nuestro blog o web y ¡listo!
13. FORVOForvo es un recurso realmente asombroso. Busques la palabra que busques encontrarás un audio con su pronunciación en todos los idiomas. Y no, no aparecerá hablando el típico "robot", ¡son personas reales de diferentes países! 
14. PEARLTREESPearltrees nos permite organizar, guardar y compartir páginas webs, vídeos, fotos y notas. De una manera similar a Symbaloo se crean colecciones que luego pueden ser compartidas en redes sociales y blogs.

miércoles, 25 de enero de 2017

LOS MAESTROS SOMOS CIENTÍFICOS

Últimamente se habla, y mucho, de la necesidad de innovar en educación, de la necesidad de introducir cambios y de la necesidad de modificar o cambiar el rumbo. Estoy de acuerdo con estas necesidades, pero difiero en las formas con las que, en muchas ocasiones, intentamos innovar, cambiar o dar la vuelta a todo.

Existen muchas definiciones de innovar, tantas que creo que al final su verdadera esencia se difumina por el camino. No nos podemos olvidar de una premisa básica que toda innovación debería cumplir: para innovar debemos dialogar con la tradición y convertirnos en científicos capaces de descubrir y poner en valor las buenas prácticas que están en el ADN de la educación. No podemos decir que todo lo realizado hasta ahora no ha servido para nada, porque estaríamos faltando al respeto a muchas personas y porque, simple y llanamente, es lo que nos ha llevado hasta donde estamos. Tampoco podemos olvidar que detrás de la concepción de escuela democrática está un tal John Dewey, que detrás de muchos de los inventos pedagógicos de última moda están personas como Célestin Freinet, Paulo Freire, Ovide Decroly y un largo etcétera.

¿Podemos decir que adaptarnos a la sociedad de hoy en día 
es realmente innovar? 
Al fin y al cabo, es lo que estamos diciendo. O simplemente será lo que tenemos que hacer. ¿No será este uno de los principios teóricos comunes que debe encontrarse en educación? El funcionalismo, que quiere decir que cuando existe una necesidad, un interés vital, debemos crear las técnicas adecuadas para satisfacerlo. Así es como, por ejemplo, el protagonista de "El Emilio" de Rousseau aprende a leer porque quiere conocer el contenido de las cartas que recibe. ¿Y no será esto lo que tenemos que conseguir? Hacer que nuestros alumnos quieran descubrir y conocer.

¿Qué podemos hacer para convertirnos en científicos?
Tenemos que empezar rescatando del pasado aquellos métodos y buenas prácticas positivas y enriquecedoras para el alumnado, el profesorado y las familias: trabajo por proyectos, centros de interés, aprendizaje cooperativo, aprendizaje servicio...

Son prácticas antiguas que hoy consideramos innovación. Están muy bien, pero realmente... ¿podemos decir que trabajar por proyectos es innovar? Estas prácticas pueden ser muy interesantes y útiles hoy en día, pero siempre teniendo en cuenta que innovar no es saturar y creo que en estos momentos estamos saturando la educación de metodologías, materiales y aparatos tecnológicos que dejan poco espacio. Poco espacio para la creatividad, poco espacio para crear los vínculos emocionales necesarios para potenciar el aprendizaje y las cualidades de cada uno de nuestros alumnos y poco espacio para mirar a los ojos. La saturación normalmente genera un bloqueo emocional y un alumno o un maestro emocionalmente bloqueado, también lo está intelectualmente. Yo en ocasiones siento este bloqueo.

No podemos caer en el error de interesarnos siempre más por lo nuevo que por lo bueno. Si lo nuevo es bueno... ¡claro que sí! ¿Pero si no lo es? ¿Debemos confiar en cualquier mensaje pedagógico venga de donde venga? ¿Debemos poner el foco en las herramientas y metodologías que son tendencia o debemos preocuparnos por tener un buen fondo de armario en el que algunas de estas tendencias puedan tener cabida?

Adela Cortina dijo una vez: "No se construye una sociedad más justa con ciudadanos mediocres". En esta frase se encuentra la esencia y la finalidad que debe perseguir toda innovación educativa:
👇
Educar personas competentes y creativas, capaces de poner sus conocimientos y habilidades al servicio de los demás para resolver aquellos problemas que no hemos sabido resolver en épocas pasadas. ¡Casi nada!

¡Ánimo, científicos!

lunes, 9 de enero de 2017

ANTE ESTE ESPECTÁCULO DE PIROTECNIA PEDAGÓGICA Y METODOLÓGICA HE DECIDIDO...

Estoy cansado, cansado de poner nombres a todo lo que hago, como si el no hacerlo quitara importancia o veracidad a lo hecho. Cansado de que sin una interminable torre de papeleo  que justifique cada paso que se dé en una clase nada parezca tener sentido. Cansado de que todo tenga que tener objetivos para que sea considerado algo bueno. Cansado de que todo tenga que llevar la etiqueta de "innovación" sin realmente serlo. Cansado de escuchar que cualquier tiempo pasado fue mejor y ver cómo la gente joven hace méritos para continuar con ese refrán en un futuro. Como si esta "titulitis" o fiebre "naming" absorbiera todo sin dejar espacio a lo importante. Cansado, pero no desilusionado.

Así que he decidido sentarme y sentirme. Sentarme con mis alumnos y aprovechar cada minuto que se me escapa entre los dedos de su infancia. Exprimir hasta la última gota el jugo de su inocencia, aprovechar cada brillo de ingenuidad de sus ojos. Y mirar... mirar las estrellas, mirar sus estrellas. Observar lo que quieren ver en ellas, sentir su escalofrío al ver pasar una estrella fugaz y subirme a la ilusión de la esperanza y de sus sueños. No quiero perderme ni un segundo de su mirada infantil y quiero ayudarles a disfrutar aprendiendo. No hay otra manera de hacerlo que sentándonos y disfrutando del momento, olvidándonos de toda la pirotecnia que suena a nuestro alrededor, centrándonos en lo importante y olvidándonos del ruido.

Porque al final, los maestros simplemente somos lo que recuerdan de nosotros, pero sobre todo, somos lo que nuestros antiguos alumnos sienten cuando nos recuerdan.

jueves, 15 de diciembre de 2016

PLACERES DE NAVIDAD PARA ALUMNOS Y PROFES

Cada vez estoy más convencido de que nuestros alumnos deberían tener todo el tiempo de ocio y juego que necesiten para ser felices. Necesitamos alumnos felices para que estén motivados. Alumnos que disfruten de su vida fuera del aula para que el tiempo dentro de ella sea de máximo aprovechamiento. Se aprende jugando, el aprendizaje bien entendido es un juego. Y que mejor época que la Navidad para jugar, aprender, disfrutar, soñar...

Después de compartir con vosotros mi lista de deberes placeres de verano para alumnos y profes, comparto con vosotros mi lista de deberes placeres de Navidad para alumnos y profes. Os animo a intentar llevar a cabo algunos de ellos o todos, si es posible.

Podéis descargar el cartel en la zona descargas del blog o en el siguiente enlace Deberes placeres de Navidad para alumnos y profes.

viernes, 9 de diciembre de 2016

PALABRAS PARA DISFRUTAR DE LA NAVIDAD

No se me ocurre mejor manera que desearos a todos feliz Navidad que creando para vosotros este cartel lleno de palabras para disfrutar de la Navidad. La Navidad (y el resto del año) es un buen momento para llevar a cabo algunos de los consejos del cartel:
- Ríe
- Perdona
- Relájate
- Haz un favor
- Piensa en positivo
- Rompe con la rutina
- Siente la naturaleza
- Escucha a un amigo
- Ayuda a alguien
- Cumple tus promesas
- Di "te quiero"

Muchas gracias por vuestro apoyo, por estar ahí, por seguir el blog y por vuestros comentarios. ¡Feliz Navidad!

Podéis descargar el cartel en el siguiente enlace Palabras para disfrutar de la Navidad.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...